Estrías durante el embarazo

Las estrías aparecen como consecuencia del estiramiento de la piel.  Y esto sucede muy comúnmente a finales del embarazo, cuando tu pancita se expande rápidamente para acomodar a tu bebé.

Cuando la piel se estira, las fibras con menor elasticidad se rompen y dejan una pequeña cicatriz, una especie de línea hundida que pueden ser rosadas, moradas, café oscuro o rojizo. Eso dependerá del color de tu piel. Con el tiempo se logran desvanecer, pero nunca desaparecen por completo.

Algunos estudios indican que a la mitad de las mujeres embarazadas les salen estrías. Aunque nadie sabe realmente por qué algunas mujeres presentan este problema, algunas investigaciones sugieren que la genética tiene mucho que ver.
Desafortunadamente no hay mucho que puedas hacer para prevenir las estrías,  No aumentar más del peso recomendado en el embarazo, subirlo lentamente y mantener tu piel hidratada, puede reducir la probabilidad de que te salgan estrías.