Remedios naturales contra la típica tos de los bebes.

remedio casero para la tos

Mi bebe no deja de toser, tose y le dan arcadas, tiene la garganta irritada, la tos no lo deja dormir. Remedios caseros para frenar la tos.
Mi bebe tose y no sé qué hacer para detenerla. Esto es a menudo una imagen angustiosa en casi todos los hogares, definitivamente una manera de hacerlo es hacer a su bebé tomar la medicación o jarabe para la tos, pero en el caso en que el bebe no se resista y la tome correctamente, usted no querrá que su bebé padezca los efectos secundarios de los productos químicos. Por otra parte investigaciones realizadas recientemente han demostrado que los jarabes para la tos no son buenos y el azúcar en ellos puede realmente hacer que la enfermedad dure más tiempo!

Sin embargo, hay algunos recursos naturales para recuperar a nuestros bebés de la tos. Lleve a su bebé al baño y abrir la ducha con agua caliente si parece que su hijo esta congestionado. La ducha debe ser caliente ya que el vapor de la ducha ayuda a aflojar la congestión en los pulmones de su bebé y es mas natural que las nebulizaciones con solución fisiológica.

También se puede bañar a su bebé con agua tibia, ya que es tan efectivo como dejar correr la ducha de agua caliente. También puede mejorar la eficacia del baño vertiendo algunas gotas de tomillo, salvia o aceite de eucalipto en el agua. Estos aceites naturales pueden hacer maravillas como ayuda para los vapores en la apertura de las vías respiratorias de su bebé para que pueda respirar tranquilo. Por otra parte, estos vapores son grandes sanadores de los dolores de garganta.

En el caso de la tos por bronquitis o de los bronquios, la manera más eficaz es envolviendo a su bebé y llevarlo cómodamente al exterior bajo el cielo nocturno. El aire frío de la noche alivia la inflamación de las vías respiratorias superiores.

El otro remedio natural eficaz para parar la tos en bebés es a base de aceites de hierbas que se le puedan frotar. ¿Cómo hacerlo? Tomar ¾ cucharadas de aceite de oliva. Mezclar 2 gotas de aceites esenciales. Estos aceites esenciales pueden ser romero, salvia, menta o aceites de eucalipto. Una mezcla de aceites de romero y eucalipto es maravilloso – la esencia de eucalipto calma la tos que permite a su bebé a respirar con facilidad mientras que el aceite de romero calma a su pequeño y lo hace dormirse.

Ponga la mezcla de aceites de oliva y esencial y lo frota en la parte posterior de su bebé y el pecho. Envuelva a su bebé con una manta caliente o ponga en él una cálida camiseta ajustada para desarrollar calor en el cuerpo. Este calor del cuerpo hará que los aceites esenciales se comiencen a vaporizar. El bebé ahora encontrara que puede respirar más fácil.

También se cree que la mejor bebida para calmarla es la leche materna. En caso de enfermedad, no deje de alimentar a su bebé dándole la teta. Un producto lácteo o suplemento nunca es comparable a la lactancia materna en cuanto a calidad se refiere.

Así que ahora, tú, madre de un niño recién nacido sabes cómo manejar inicialmente la tos de tu bebé. Pero este artículo no es la palabra santa ni la única solución, nunca dude en consultar al médico para saber más sobre el problema.

Texto por: Michelle Winters

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *